NOTICIAS

El chinche pardo (patas de hoja) en avellano europeo

31-07-2018

Uno de los aspectos relevantes para la obtención de una buena calidad de la fruta cosechada, son los cuidados que se deben tener durante todo el proceso de cultivo del avellano europeo.
 
Uno de estos cuidados debe estar enfocado en el control del chinche que, si bien es cierto, está presente en los cultivos de avellano europeo, es importante recalcar que es posible mantenerlo bajo control con manejos adecuados y responsables.

Actualmente el chinche no es un problema mayor para el avellano europeo, hecho confirmado por los bajos niveles de daño encontrados en la fruta entregada este año por aquellos productores que se preocuparon de cuidar oportunamente su huerto. Cabe destacar, que el daño por chinche promedio en la fruta de los productores que entregaron a las plantas de Agrichile durante la cosecha 2018 fue de 1,2%, (promedio ponderado de fruta recibida en plantas de San Sebastián y San Gregorio) muy por debajo del límite de rechazo que, para este parámetro de calidad, está fijado en 5%.
 
No obstante, esto es necesario enfatizar que este insecto tiene que ser controlado de la manera adecuada y en el momento oportuno, por medio de un monitoreo atento en el periodo y en los puntos del huerto donde, según la experiencia del productor, el insecto suele aparecer primero.  De lo contrario, el insecto atacará la fruta afectando su calidad. El objetivo de este monitoreo es detectar su presencia y adoptar las medidas necesarias para evitar su propagación y controlar los eventuales daños a la producción.
 
Para lograr mantener elevados niveles de calidad de la fruta, los cuidados deben estar enfocados primeramente en observar y monitorear constante y oportunamente los huertos, durante la época en que habitualmente aparece este insecto que, generalmente, se extiende entre fin de noviembre e enero, dependiendo del sector.
 
Para llegar a un manejo efectivo y sustentable de la plaga son siempre recomendables las prácticas típicas de buen manejo agrícola, o sea limpieza de los bordes y deslindes y mantención de áreas/corredores biológicos, entre otras.
 
En la agricultura convencional el control del insecto se realiza con aplicaciones de productos fitosanitarios, siempre que el monitoreo en campo haya evidenciado la presencia de chinches en nuestros huertos. Aplicaciones “a calendario” son totalmente ineficaces, dado que el momento de llegada de los insectos a nuestros avellanos puede variar de año a año, según el desarrollo de la temporada.
 
Cabe mencionar que el chinche ataca a la fruta, mediante picaduras que hacen que las avellanas tomen un sabor amargo y muy desagradable, y con efectos que solo se reconocen al partir la fruta por la mitad, y que se expresa con machas blancas en su interior.
 
Se estima que geográficamente, el insecto está distribuido entre las regiones de El Maule y Bio Bío, donde las condiciones climáticas le permiten desarrollar de manera completa su ciclo biológico.
 
Es por ello, que es necesario estar informados sobre los efectos del chinche en la fruta, pero también de aquellas medidas que son efectivas para su control. Pues si bien este insecto es un factor a considerar en los procesos de cultivos, existen los métodos y manejos para cuidar la producción y velar por una buena calidad de la fruta.    

AGRICHILE Y SNA EDUCA FIRMAN CONVENIO PARA POTENCIAR FORMACIÓN DE PROFESIONALES

SEGUIR LEYENDO

SE DISPARA EN 18% VALOR DE ENVÍOS DE FRUTOS SECOS HASTA LOS US$ 723 MILLS.

SEGUIR LEYENDO